El feminismo y la Nueva Realidad Americana

El feminismo y la Nueva Realidad Americana

Florida es un lugar muy interesante políticamente. Conocido en todo el mundo por publicar tarde los resultados de las elecciones presidenciales, pero eso es otra historia. Florida también refleja muchos de los cambios que están ocurriendo en los Estados Unidos. Fuimos el centro de la crisis en el sector de bienes raíces, que eventualmente llevo a una crisis de  ejecución hipotecaria, y por ende hemos sido uno de los estados más afectados por la recesión económica que ha afectado al país en los últimos años. También somos un destino clave para la población en edad de retiro de todo el país, y hay una creciente brecha entre nuestra población envejecida y nuestra generación más joven. Los ancianos siendo en gran parte de la raza blanca y de clase media y las nuevas generaciones compuesta en su mayoría por personas de color y la clase obrera. Además de la polarización de la edad, también hay una gran desigualdad en los ingresos. El estado es notoriamente conservador, no tiene impuesto sobre la renta, y es un paraíso para las empresas y los individuos ricos que quieren evitar los impuestos. Como resultado, la infraestructura estatal para la educación, la salud y los servicios es casi inexistente. Estos cambios han contribuido a crear una nueva Florida, pero esta tendencia no es exclusiva de nuestro estado, sino que es un reflejo de lo que está pasando en la mayor parte del país, esta tendencia representa una Nueva América. Un país que está creciendo en la diversidad racial y étnica, y cada vez más polarizado por la edad, la riqueza y la raza, y conectado a la economía global más que nunca.

Los cambios raciales, económicos y políticos experimentados por el país en los últimos 40 años son el resultado directo de la filosofía de la globalización neoliberal y las políticas que se han implementado en todo el mundo y dentro de Estados Unidos. La globalización neoliberal ha obligado a los países a abrir sus mercados y promover la privatización de tierras, industrias y otros recursos, y a reducir o eliminar los  programas que ayudan a los más  necesitados. Como resultado de estas políticas, la gente pobre se ve forzada a emigrar a nivel regional y mundial en busca de mejores oportunidades.

El neoliberalismo también ha aumentado en gran medida la movilidad de capital y de sus dueños, creando una clase de personas con los medios y el acceso a circular libremente por todo el mundo. Esto contrasta con la situación de los migrantes pobres y de clase trabajadora que luchan por encontrar un empleo decente y son regularmente objeto de explotación, de abuso laborar, y represión gubernamental.  El sur de la Florida ha jugado un papel muy especial en este drama. Desde 1960 ha sido el punto principal de destino de las elites latinoamericanas (y su dinero) quienes huyen de los levantamientos del pueblo contra las políticas neoliberales en sus países de origen. Está también había sido el punto de destino de oleadas de trabajadores de los países del globo sur, incluyendo barcos cargados de refugiados haitianos que escapan la dictadura, la pobreza, y más recientemente el devastador terremoto de enero de 2010. Por todas estas razones, el sur de Florida es conocido como la “Capital de América Latina y el Caribe.

El neoliberalismo no es sólo un tema internacional. Ronald Reagan, uno de los campeones de la filosofía neoliberal, puso en marcha un programa dentro de los Estados Unidos que todavía se lleva a cabo fielmente por los republicanos y los demócratas. Se trata de un programa que reduce la ayuda del gobierno a los pobres, reduce los impuestos a los ricos y las corporaciones, y desregula el mercado privado. Con el tiempo, estas políticas han creado una economía  fuera de control. La recesión que ha afectado al país en los últimos años es el resultado de estas políticas, que han creado una subclase de pobres y trabajadores pobres estadounidenses que están cada vez más marginados de la economía, y despojados de sus derechos políticos y su dignidad.

Esta nueva América requiere que los  movimientos por la justicia social, reorienten sus  estrategias y demandas. El movimiento feminista en particular, debe tomar en cuenta esta nueva realidad para desarrollar un análisis actualizado de género. Este nuevo análisis tiene que ser global en su alcance.  El feminismo estadounidense tiene que ser el feminismo global y debe reflejar las diferentes etnias,  religiones, cultura, idiomas presentes en nuestro país. El feminismo estadounidense debe reconocer el impacto de las fuerzas políticas y económicas mundiales están teniendo en las realidades diarias de las mujeres y niña a nivel mundial.   Porque esas también son la realidad  de la mayoría de las mujeres y niñas en América: La trata de personas, trabajo desarrollado por mujeres inmigrantes, la violencia doméstica, asalto sexual, las presiones por las dificultades económicas y la falta general de una red de seguridad social para las mujeres y l@s niñ@s pobres . Un nuevo análisis de género debe incluir no sólo conocimiento intelectual, sino que debe abrir espacios y dar prioridad a las experiencias y necesidades de todas las mujeres, incluidas las transexuales, que viven en los Estados Unidos. El nuevo el análisis de género debe ser informado directamente por estas experiencias.

El movimiento feminista en los Estados Unidos debe cambiar radicalmente la forma en que actúa, piensa y desarrolla estrategias y demandas. El movimiento tiene que tener una nueva visión para el cambio. La nueva visión debe reflejar no sólo la diversidad racial y cultural de los Estados Unidos, sino que también debe reflejar  un análisis del impacto de las políticas neoliberales globales sobre la existencia de las mujeres y niñas en todo el mundo. El movimiento feminista no sólo debe crear las condiciones necesarias para proteger los derechos de las mujeres a nivel federal, sino también el desarrollo de estrategias y demandas para crear protecciones estatales y locales. Tomemos, por ejemplo, el trabajo doméstico, un sector ocupado principalmente por mujeres pobres e inmigrantes, indocumentados, la mayoría de los cuales no hablan ser inglés. La Alianza Nacional de Trabajadoras del Hogar ha tenido enormes éxitos en los dos cambios que ganan, sino también la construcción de alianzas con el tradicional trabajo, las organizaciones de mujeres y otros sectores. Esta es una lucha, una lucha feminista crítica para crear cambios en la Ley de Normas Razonables de Trabajo y al mismo tiempo trabajar para ayudar a promover las cartas a nivel estatal y local para proteger la dignidad y los derechos de las mujeres trabajadoras.

Para muchos los resultados de la elección presidencial de 2012 fue un gran despertar. Los medios de comunicación proclamaron  cómo la diversidad demográfica está cambiando permanentemente la cara y la política de los Estados Unidos. La moraleja fue  que el partido republicano no podrá seguir confiando en una estrategia que depende exclusivamente  en el voto de la gente blanco, especialmente hombres blancos, y mantener su relevancia. También hubo una enseñanza para los demócratas ya que no pueden asumir  que la nueva diversidad electorado votará automáticamente a su favor si ellos no responden a la realidad de todos los residentes de los Estados Unidos.

Lo mismo se puede decir acerca del movimiento feminista americano. No sólo debe reflejar la diversidad de la nueva mujer americana, sino también responder a sus realidades, diversidad  y cultura. Esta ha sido una larga lucha de las mujeres Afro-Americanas. Actualmente muchas otras mujeres y niñas de todo el mundo se están uniendo a esa llamada. Después de todo, sabemos que para que los cambios lleguen  a todos, van a tener que responder a las necesidades en diferentes idiomas, religiones, preferencias sexuales, profesiones y oficios.

Marcia Olivo
Marcia Olivo
Executive Director
Miami Workers Center

Marcia Olivo, a Dominican Republic native, is recognized for her work as a community organizer and advocate for domestic violence victims. Marcia currently serves as the Executive Director of Miami Workers Center. Learn More

Comments are closed.

Find Articles

Twitter Feed